La experiencia del empleado, una prioridad competitiva - Human Performance

La experiencia del empleado, una prioridad competitiva

Ahora que, según Gartner, más del 90% de las empresas compiten principalmente sobre la base de la experiencia del cliente, el próximo reto competitivo es la experiencia de los empleados  y los signos indican que ésta se convertirá en la próxima prioridad para las organizaciones.

¿Qué es la experiencia del empleado?

Es la suma de todo lo que un empleado experimenta a lo largo de su conexión con la organización: todas las interacciones de los empleados, desde el primer contacto como posible candidato hasta la última interacción después del final del empleo.

En primer lugar es importante destacar lo que no es:

  • Recursos humanos nuevos y mejorados: mientras que los recursos humanos moldean algunas de las interacciones más críticas dentro de la experiencia del empleado (reclutamiento, incorporación, revisiones de desempeño y planificación), ésta involucra mucho más, incluidas las interacciones que generalmente son dominio de instalaciones, comunicaciones corporativas y tecnología.
  • Ventajas y fiestas: las tácticas de “Siéntete bien”, como inscripciones a gimnasios gratis y futbolines en la sala de descanso son simplemente eso: tu experiencia del empleado puede terminar incluyendo tales tácticas, pero debe ser una iniciativa estratégica cuyo objetivo va mucho más allá de hacer el empleo más divertido y agradable. Implica el diseño y la entrega de experiencias distintivas para los empleados que están alineadas con la cultura deseada.
  • Marca de empleador o empleo: para competir en la guerra por el talento, muchas empresas intentan desarrollar una reputación externa para ayudar a mejorar sus esfuerzos de reclutamiento, pero la experiencia del empleado trata de las experiencias cotidianas que una organización proporciona a los empleados actuales.
  • Tratar a los empleados como clientes: aunque la experiencia de cliente proporciona un modelo para definir y comprender la experiencia del empleado, existe un tipo muy diferente de relación y propuesta de valor entre empleador y empleado frente a marca y cliente, por lo que pensar en los empleados como clientes es un enfoque incompleto.
  • Compromiso de los empleados: el compromiso de los empleados con su empresa y sus trabajos es el objetivo final, mientras que la experiencia del empleado es el medio para ese fin. Demasiadas compañías solo prestan atención a los resultados de las encuestas anuales de satisfacción de los empleados y no diseñan y administran la experiencia del empleado de manera proactiva para obtener un mejor compromiso.

Mark Levy, ex director de Employee Experience en Airbnb, hizo una descripción acertada de cómo su empresa define la experiencia del empleado: “Cualquier cosa que haga que los empleados participen para tener éxito o mejorar nuestra cultura debería ser parte de la experiencia del empleado”.

¿Por qué es importante la experiencia del empleado?

Varios factores han elevado el nivel de importancia de la experiencia del empleado. En primer lugar, muchas empresas operan actualmente en sectores donde se libra una guerra por el talento. Ya sea al por menor, alta tecnología o trabajos cuya necesidad de habilidades altamente especializadas no se ve compensada por una compensación adecuada, como la de enfermería y los pilotos de líneas aéreas. Cada vez es más difícil para muchas empresas atraer y retener talentos. Ofrecer una experiencia del empleado superior puede brindar a los empleadores una ventaja competitiva al atraer candidatos y luego involucrarlos en manera que los alienten a permanecer en sus organizaciones.

La popularidad de los sitios web, incluidos LinkedIn y Glassdoor, hace que sea mucho más fácil para los posibles empleados evaluar la experiencia del empleado diaria en una empresa. Las compañías ya no pueden esconderse detrás de las campañas de publicidad o confiar en los reclutadores hábiles para posicionarse entre los candidatos. De hecho, una sensación de consumismo ahora impregna el proceso de selección. Así como los clientes escogen y eligen entre una gran cantidad de marcas en base a revisiones a las que acceden digitalmente, muchas personas parecen usar recursos en línea para “comprar” entre empleadores potenciales, y deciden continuar con aquellas compañías que ofrecen el tipo de experiencia del empleado que buscan.

También está surgiendo un nuevo contrato social entre el empleado y el empleador, según un informe de Deloitte. La estabilidad que alguna vez caracterizó a las mejores relaciones entre empleados y empleadores se ve interrumpida por la tendencia de los empleados a cambiar de trabajo con más frecuencia y por otros factores. Por lo tanto, “los empleadores deben proporcionar el desarrollo más rápidamente, mover a la gente más regularmente, proporcionar ciclos continuos de promoción y dar a los empleados más herramientas para administrar sus propias carreras”, concluye el informe. Sus esfuerzos, dicen, deben estar orientados en torno a las diferentes necesidades y expectativas que tienen los empleados de hoy. Adoptar la experiencia del empleado como una prioridad estratégica le permite hacer justamente eso.

¿Qué resultados produce la experiencia del empleado?

Si le da prioridad a la experiencia del empleado, será una de las muchas empresas que descubrirá su poder para impactar positivamente en el desempeño comercial en muchas áreas. La investigación de Jacob Morgan, autor de The Employee Experience Advantage, muestra que las organizaciones que más invirtieron en la experiencia del empleado fueron:

  • Incluidas 11.5 veces más a menudo en los mejores lugares para trabajar de Glassdoor.
  • 4.4 veces más a menudo en la lista de LinkedIn de los empleadores más solicitados.
  • 28 veces más a menudo en la lista de las empresas más innovadoras de Fast Company.
  • 2.1 veces más a menudo en la lista de Forbes de las compañías más innovadoras del mundo.
  • El doble de frecuencia en el índice de satisfacción del cliente

Lo que es más importante, encuentra que “las organizaciones experimentales tenían más de 4 veces el beneficio promedio y más de 2 veces el ingreso promedio. También eran casi un 25 por ciento más pequeñas, lo que sugiere niveles más altos de productividad e innovación”.

Las empresas están dando cada vez más valor a la experiencia del empleado para aumentar no solo la satisfacción, la productividad y la retención de los empleados, sino también el valor de marca, la ventaja competitiva, y crecimiento sostenible.


Desde Human Performance podemos ampliarte esta información y, si lo consideras oportuno, compartir contigo ideas y experiencias sobre este tema. Ponte en contacto con nosotros  y nuestro equipo profesional te atenderá encantado.

Si te ha gustado esta entrada, y deseas recibir todos nuestros artículos cómodamente en tu email, te invitamos a suscribirte a nuestro blog

Suscríbete a nuestro blog

y serás el primero en recibir
los mejores contenidos en Gestión y Desarrollo del Talento

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada

*